La Triumph Tiger 1200 evoluciona en su edición 2018 hacia el concepto de moto trail rutera y exploradora. Más cómoda, más versátil y orientada hacia la ruta. Más exploradora porque lleva la electrónica de otros segmentos hacia el concepto del trail más avanzado; fue una de las primeras en incorporar una unidad de medición inercial, un elemento que detecta la posición exacta en aceleración, inclinación o frenada de la moto. Ahora es una de las primeras en ofrecer de serie faros adaptativos que permiten orientar el haz de luz en inclinación, justo donde se necesita. Pero primero un poco de historia.

Triumph Tiger: Una moto que siempre ha estado con nosotros

Ted Simon y una Triumph Tiger 500

Ted Simon viajó por todo el mundo en una Triumph Tiger 500 y publicó el libro “Los viajes de Júpiter”

Junto con las Bonneville, las Triumph Tiger son un modelo de los más legendarios de la marca británica. Curiosamente es una moto que ha pasado por multiples facetas y no siempre fue una moto de trail, sólo desde 1981 y con un aspecto cercano a las Yamaha XT. La primera Triumph Tiger se remonta mucho más atrás, a 1937 y era una moto de carretera.

Ted Simon fue la moto que eligió para su vuelta al mundo en moto que reflejó en su libro “Los viajes de Júpiter”, del que te recomendamos su lectura; un viaje que emprendió en 1970 con una Triumph Tiger 500. Pero no fue hasta la década de los 2000 hasta que la Triumph Tiger no cogió el rumbo de una maxi trail que ha terminado siendo la Tiger 1200 de la que estamos hablando. Primero con la 955i y su estética atigrada, más tarde con la más asfáltica 1050 en 2007, luego con la aparición de las Tiger 800 en 2010 y finalmente con la Explorer 1200 en 2012.

Triumph Tiger 955i

Triumph Tiger 955i cuya producción comenzó en el año 2000

Triumph Tiger 1200 2018

A pesar de ser una evolución de la Tiger Explorer, Triumph ha quitado el apellido a su maxitrail. De esta forma queda mejor definida toda la gama trail de los británicos, con las Tiger 800, que también ha recibido importantes novedades este año, y las Tiger 1200.

Triumph Tiger 1200 XCA

Triumph Tiger 1200 XRT

Nuevamente encontramos dos versiones principales de las Triumph Tiger 1200, las XR orientadas hacia el uso en carretera y las XC con algo más de preparación para un uso fuera de carretera. Y dentro de estas dos líneas hay varios tipos de equipamiento: XR (básica y sin unidad de medición inercial), XRx y XRx Low con un equipamiento intermedio y versión (Low) rebajada en altura, y la XRT, full equip. Dentro de las XC tenemos el modelo básico, XCX y el más equipado XCA.

Sobre el modelo anterior Triumph ha rebajado su peso en 11 kilos aligerando motor, chasis y el escape. El motor, un tricilíndrico de 1.215 cc, es una de las claves de esta Triumph. Un motor que va bien suficientemente elástico para disfrutar en carreteras de curvas, y con un toque deportivo arriba que no deja insatisfecho a todos los que buscan más deportividad en su trail. La Triumph Tiger 1200 entrega 141 cv de potencia a 9.350 vueltas y un par de 122 nm a 7.600.

Motor de la Triumph Tiger 1200

Motor de la Triumph Tiger 1200

La versión anterior ya contaba con acelerador electrónico que permite por ejemplo tener control de crucero, algo que nos ayudará a reposar la muñeca en largas travesías por autopista. En total cuenta con seis modos de conducción, en la versión XC con uno exclusivo para off road, y control de tracción. El embrague ahora es antirrebote y más suave en su intervención, una de las claves para que el mantenimiento de la moto tenga que hacerse cada 16.000 kilómetros. La transmisión secundaria por cardan también nos libera de algunas rutinarias labores de mantenimiento.

Triumph Tiger 1200 XCA

Triumph Tiger 1200 XCA

Una moto trail con mucha electrónica

Junto con la Ducati Multistrada 1260, que este año también ha presentado su versión más rutera, la Triumph Tiger 1200 es quizás la maxitrail que lleva más electrónica. Una unidad de medición inercial IMU en seis ejes permite controlar motor, frenos y suspensiones. El ABS y el control de tracción están completamente controlados para su exacta intervención en curva, uno de los momentos más críticos en la conducción de nuestra moto. Las suspensiones también son semiactivas, controladas electrónicamente y con componentes WP.

Se trata de una moto trail pensada para disfrutar mucho de la ruta. Casi tan confortable como una GT y para muchos con una postura de conducción más agradable que una moto 100 por cien de carretera. La protección aerodinámica está garantizada por una pantalla de buenas dimensiones que puede ser regulable en altura eléctricamente. En las versiones XRT y XCA la pantalla es “touring” más grande. La forma del depósito nos protege muy bien las rodillas del viento y de la lluvia, y el puesto de conducción es generoso y regulable en altura en dos posiciones: 835 y 855 mm. de altura. Si necesitas que esa más baja, la versión Low todavía reduce la altura hasta 815 ó 835 mm.

Triumph Tiger 1200

El cuadro de instrumentos ahora es una pantalla TFT de cinco pulgadas y regulable en intensidad dependiendo de las condiciones de luz ambiental. A través de la pantalla podemos acceder a toda la información del cuadro de instrumentos y configurar los tipos de conducción a través de unos mandos retroiluminados y mejorados en cuanto al acceso a los menús.

Cuadro de instrumentos de la Triumph Tiger 1200

Cuadro de instrumentos de la Triumph Tiger 1200

Otro de los aspectos más llamativos de las Triumph Tiger 2018 son sus nuevas ópticas de LED. Sin perder la personalidad de los grandes dos proyectores característicos de la marca británica, ahora encontramos elementos de LED en faros, pilotos e intermitentes, y luces adaptativas en la versión más equipada XRT. Estas luces adaptativas funcionan con la información de inclinación que proporciona la unidad de medición inercial IMU.

Faros adaptativos en la Triumph Tiger 1200

Faros adaptativos en la Triumph Tiger 1200

Otro de los detalles orientados hacia el confort es el cambio con “quick shifter” que nos permite subir o bajar de marchas sin necesidad de usar el embrague pero que sólo encontrarás en las versiones más equipadas XRT y XCA, lo mismo que los asientos y puños calefactables o el lujoso escape de titanio y fibra de carbono Arrow. La llave ahora es de contacto y se puede llevar en el bolsillo de nuestro equipamiento.

Brembo en los frenos de las Triumph Tiger 1200

Todas las versiones cuentan con pinzas de frenos Brembo monobloque en las ruedas delanteras con discos de 305 mm. de diámetro. El sistema de asistencia en curva no aparece en la versión XR al no contar con la unidad de medición inercial IMU.

El chasis también ha sido retocado en algunos de sus puntos y sigue siendo una estructura multitubular en acero, de sinuosas formas y de un comportamiento que a nosotros nos gusta mucho, tanto en su uso dentro de carretera como fuera, donde adoptaremos también una postura muy natural si tenemos que colocarnos de pie. La moto parece muy grande y aparatosa hasta que te pones a sus mandos y ves que todas sus reacciones son nobles y predecibles.

Frente a sus rivales: Ducati Multistrada 1260, BMW R 1200 GS, KTM 1290 Super Adventure, Yamaha XT 1200 XE Super Tenere, Suzuki V Strom 1000  o la Honda VFR 1200 X Crosstourer, los británicos dan un toque de originalidad, como en todos sus productos. Su principal seña de identidad, su elástico motor tricilindrico, es algo muy auténtico que sólo Honda con el V4 de la Crosstourer es capaz de superar, al menos en número de cilindros.

Precios de las Triumph Tiger 1200

  • Triumph Tiger 1200 XR: 16.400 euros
  • Triumph Tiger 1200 XRX: 18.350 euros
  • Triumph Tiger 1200 XRT: 20.450 euros
  • Triumph Tiger 1200 XRX Low: 18.350 euros
  • Triumph Tiger 1200 XCX: 19.350 euros
  • Triumph Tiger 1200 XCA: 21.550 euros

Comentarios

comentarios