A la hora de comprar e importar una moto o coche de segunda mano podemos echar un vistazo a la oferta de otros países de la Unión Europea. Hay interesantes ofertas, bien por precio o bien porque busquemos una moto que no se encuentre fácilmente en España o alguna clásica para restaurar.

Entre lo aficionados a las BMW es bastante corriente ver que alguno ha ido a Alemania a buscar la moto de sus sueños, pero antes de ponerte en acción hay algunas consideraciones que debes tener en cuenta.Lo primero que debes tener en cuenta es los gastos extra que tendrás que afrontar por comprar una moto fuera de España, unos gastos que puedes considerar como una forma de hacer un viaje y de la aventura de ir a buscar tu moto.Localizar tu nueva moto por Internet quizás sea lo más sencillo.

En Alemania por ejemplo encontrarás una buena oferta de BMW bien de concesionarios y tiendas, o bien de particulares… Solo tienes que echar una mano a las webs de motos de segunda mano.

Tras la compra de tu moto en Alemania, puedes traerla a España en marcha

Tras la compra de tu moto en Alemania, puedes traerla a España en marcha

¿Cómo traer tu moto de segunda mano a España?

Una vez decidido por la moto y contactado con el vendedor debes tomar una segunda decisión: cómo traer tu moto de segunda mano a España. Puedes optar por hacer un viaje al país donde la hayas comprado o bien contratar un servicio de transporte. Muchos elegimos la primera opción y te ponemos un ejemplo, por ejemplo, desde Alemania que es quizás el país donde más vehículos de segunda mano se importen en España.

Si eres un poco hábil con los billetes de avión y planificas con tiempo puedes encontrar billetes por unos 100 euros. A esto deberás sumar el alojamiento y manutención una vez allí, y los gastos del regreso como gasolina, peajes, alojamiento y comidas. Muchos hemos aprovechado para comprar la moto en Alemania para, de paso, hacer algo de turismo por allí.

Como en cualquier compra venta, lo primero que debes formalizar es un contrato de compra-venta que es similar al que realizamos en España, con la salvedad que tendrá que estar redactado en los dos idiomas (alemán y español). Junto con el contrato de compra-venta, tendrás que pedir el certificado de ITV alemana y el certificado de conformidad de homologación que contiene el número de bastidor de la moto y la contraseña de homologación europea.

Pide el libro de mantenimiento o el historial de reparaciones de tu nueva moto

Pide el libro de mantenimiento o el historial de reparaciones de tu nueva moto

Libro de mantenimiento e historial de reparaciones de la moto

Como en cualquier moto de segunda mano, es bueno que te entreguen el libro de mantenimiento de la moto o un historial de reparaciones y mantenimiento. Si la moto la compras a un profesional, por ejemplo a una tienda, tienes derecho a garantía que se hace bien de tipo ejecutable (con poca validez en otro país que no sea España, porque dependerás de una red de establecimientos concreta) o bien de tipo póliza de garantía, que es una especie de seguro que te garantiza los posibles fallos. Entre particulares no tendrás garantía más allá de los vicios ocultos del vehículo que estuvieran en conocimiento de su anterior propietario.

En Alemania tienes que efectuar el cambio de propietario, en la delegación del equivalente a Tráfico de la ciudad donde se haya realizado la venta. Una vez que se realiza el cambio de propietario la matrícula antiguas se la queda el anterior dueño y a ti te dan una provisional. Es normal que el vehículo se lleve hasta esta dependencia de la Administración donde te darán un certificado con el que podrás realizar una placa provisional en alguna tienda cercana. Con ellas se extiende una ficha técnica que tendrá el mismo periodo de validez que las placas y que llevan consigo un seguro provisional básico; coberturas a terceros y responsabilidad civil.

Si viajas, piensa en el seguro de asistencia para tu moto

Si tienes contratado el seguro de asistencia para motos de KmCero, tendrás también esta cobertura porque es válido para cualquier moto con la que viajes.

También deberás pagar un impuesto de circulación provisional, el mínimo es de un mes.Si la moto la vas a llevar con una empresa de mensajería no tendrás que hacer las placas provisionales, las realizarás en España una vez que recibas la moto en tu domicilio o punto de entrega.

Recuerda tener un seguro de asistencia para tu moto si regresas por carretera a España

Recuerda tener un seguro de asistencia para tu moto si regresas por carretera a España

Todo en regla, volvemos en moto hacia España

Con tus placas y papeles provisionales puedes volver conduciendo tu moto hacia España. Ten en cuenta que las coberturas de tu seguro son limitadas y que no tienes muchas opciones para ampliarlas. Por ejemplo evita dejarla en zonas donde te la puedan sustraer.

Una vez en España tendrás que sacar la documentación definitiva. El primer paso será pasar la ITV de tu nueva moto donde te pedirán el certificado de homologación europeo. Una vez pasada la ITV tendrás que matricularla pagando el impuesto de matriculación, impuesto de circulación y las tasas de matriculación en la Dirección General de Tráfico.

Con todo ello tendrás tu nueva matrícula española y podrás terminar los trámites asegurando tu moto. En este enlace puedes calcular el precio del seguro de tu moto.

Si viajas en moto fuera de tu país, aquí te damos algunos consejos más.

Comentarios

comentarios